La liquidez y el deslizamiento, son dos conceptos que hay que tener muy presente en cualquier operativa de trading que se realice.

La liquidez es la capacidad financiera para cumplir con las obligaciones a corto plazo, y concretamente en economía, es la capacidad del activo para ser convertido en dinero efectivo, sin perder su valor. En los mercados se venden los activos y contra más liquido es su precio menos cambios se producirán en la ejecución.